50 tonos de blanco

 

Al comando de una libertad sin límites, la joven familia que ha comisionado la
transformación de este piso, aprovecha su nuevo trazado espacial, sus acabados y su carácter diáfano para celebrar con elegancia una excitante vida cotidiana.

Fotos: Lucía Marcano
 
_DSC8207-X2.jpg